1200x527_820_JLewis_Opener_2d_sci_fi_future_city_painting_cyberpunk_post_apocalyptic_ruins_picture_image_digital_art

Deidades Binarias IV

La luz del sol acaricia las paredes con rayos dorados que entintan la capa de agua que cubre la ciudad, les da vida a los grises edificios antaño unidades habitacionales, ahora cascarones vacíos que se entibian lentamente durante algunos minutos antes de caer al abandono cual colmenas fosilizadas, la luz deja ver el polvo que se acumula en los centenares de espacios que alguna vez fueron considerados departamentos. Antes eran hogares, ahora son solo ruinas en una ciudad sin piedad.

La gripa neoyorquina se llevó a gran parte de los habitantes de estos edificios, gente demasiado pobre como para pagar tratamiento y lo suficientemente junta como para contagiarse rápidamente. Protección civil dice que sólo uno de cada veintiocho departamentos está habitado por alguien, el buró fiscal dice que son uno por cada  trescientos. El resto son Okupas. Cuando los habitantes “reales” mueran o sus deudas los manden a los asteroides el edificio será demolido, el estado los compra a precios ridículos para crear reservas de vida silvestre, complejos privados de lujo o algún solar sin valor. La verdadera causa de destruir todo esto es evitar que la gente tenga donde vivir gratis o barato.

Desde el edificio de enfrente Elisai miraba la ventana mientras acariciaba la cadena, detrás de él una deformidad mecánica vibraba indiferentemente.

—La deseas.— El ruido mecánico que simulaba una voz sacó al adolecente de su ensueño.—La viste sufrir, la viste humillada y la viste derrotada. Aún así la deseas.—

Elisai hizo un esfuerzo para ignorar a la maquina, en el departamento de arriba el viejo se pudría, había arreglado todo para su muerte, excepto por el detalle menor funeral, la encantaría deshacerse del cadáver pútrido, pero la cadena solo llegaba hasta la puerta y el eslabón pasaba a través de su fémur. Estaba encadenado a tres toneladas de piezas electrónicas que lo cuestionaban abiertamente sobre sus intereses sexuales.

—Puedo dártela, muchos de mis profetas han sido recompensados con placeres carnales. Yo también he visto el programa de concursos, quince mujeres compiten en el diariamente, puedes tenerlas a todas.— Sofía apareció en el monitor que Mar-EK utilizaba como cara. —¿Alguna vez has pensado en lo que es tener poder? ¿Poder hacer algo? ¿Lo que sea?—

Elisai vio la cadena atornillada a su rodilla. La herida ya estaba infectada, la maquina le explicó que todos los profetas eran encadenados al libro sagrado, ahora el libro era una maraña de piezas electrónicas, Mar-EK le ofrecía curar la herida… a cambio de que el joven hiciera sus votos de profeta.

—¿Poder como para no ir a las minas de asteroides?— Desde la ventana se veía la línea de vapor blanco que dejó el transbordador de esta semana, en la tele anunciaron que después de una racha de veintiún accidentes; el transbordador había superado la fase más peligrosa y se dirigía sin contratiempos al cinturón de asteroides.

Mientras tanto Sofía buscaba en un túmulo de ropa vieja, el canal quería de vuelta el bikini y su ropa junto con la de otras catorce chicas y otras prendas abandonadas por las suertudas, estaba revuelta en el piso.

Se estaba poniendo un uniforme del servicio de S.A. que alguien con mejor suerte había abandonado hacia tiempo, cuando llegó el trajeado para la firma del departamento. Su subconsciente le dijo:

—Vino a presionarte para que te endeudes, si no compras: derriban el edificio hoy, si compras: lo hacen el mes que viene con tu trasero en cohete…—

Pero no era el contrato de un apartamento, era un bloque de edificios completo, se compraron al contado y a su nombre…

By Astronaut photograph ISS008-E-19646 was taken March 7, 2004, with a Kodak DCS760 digital camera equipped with an 50-mm lens, and is provided by the Earth Observations Laboratory, Johnson Space Center. - NASAThis is a retouched picture, which means that it has been digitally altered from its original version. Modifications: Increased contrast; decreased brightness; adjusted color balance in favor of blues and whites; removed large black splotches in several locations. Modifications made by Tomf688., Public Domain, https://commons.wikimedia.org/w/index.php?curid=290020

La novia del Huracán

Me tardé un par de años en darme cuenta, supongo que lo hubiera esperado de una meteoróloga profesional o de una bióloga marina, pero Edith era una contadora que trabajaba ocho horas diarias en un edificio con aire acondicionado.  Tal vez si hubiera puesto más atención, o si no hubiera intentado aprovecharme de la situación…

La primera pista fue cuando estábamos en un restaurante y en la tv pasaban una noticia sobre el huracán patricia. En la ciudad había una paranoia generalizada y me ofrecí a acompañarla a su departamento, durante todo el trayecto ella no dejó de ver noticias sobre el huracán en su teléfono, y cuando llegamos a su puerta me ofreció pasar.

En el estante había varios libros de meteorología que en ese momento no noté, mi amiga se había abalanzado sobre mí con una lujuria que consideraba incapaz de ella, y en lugar de poner atención a sus libros; yo estaba ocupado con su trasero en mi cara. Cuando terminamos nos quedamos desnudos en el sillón de la sala mientras la llovizna golpeaba la ventana. Se notaba algo de tristeza en su rostro.

Su frialdad posterior debió servir para que me alejara, en lugar de eso traté de acercarme a más ella, la busqué y supliqué, pedí disculpas por mi comportamiento en su apartamento y ella me aceptó. Pero seguía siendo fría, indiferente, similar a quien acepta un destino después de que sus sueños mueren.

Me sentí en la relación equivocada, hasta la siguiente temporada de lluvias.

El huracán Ramona había llegado a la ciudad, yo había mantenido a Edith a mi lado a base del canal del clima y regalarle libros de meteorología, pero aquella noche la tormenta impactó de lleno a mi departamento, con una dulzura inusual salimos a mi balcón y dejamos que la lluvia torrencial golpeara nuestros cuerpos. El agua y el granizo nos azotaban  impiadosamente, Ella estaba tan feliz, tan cómoda bajo la lluvia y tan llena de vida. Lo entendía perfectamente, si quería hacerla feliz debía estar donde las tormentas.

Ojalá nunca lo hubiera entendido.

Cyclone_Catarina_from_the_ISS_on_March_26_2004

Aquí estábamos, ha pasado un año desde que entendí cómo hacerla feliz. Rentamos una casa junto a la costa y el Huracán Selma ha alcanzado la categoría cinco. Edith no hablaba: sonreía y jadeaba, solo se movía para cambiar  de ventana y lo único que comía era el agua con azúcar que le llevaba a la boca. Había perdido por lo menos cuatro kilos desde que le dije que rentaríamos una casa en la playa durante la temporada de huracanes, y le ha crecido todo el pelo. Su piel se notaba más pálida, sus pecas habían desaparecido, sus ojos color azul se habían opacado hasta parecer dos aceitunas verdes, sus labios estaban pálidos y su blusa blanca al mojarse transparentaba sus costillas.

Lucia tan feliz, era como si su propio cuerpo y mente fueran tan plenos que habían olvidado todo lo demás, no opuso resistencia mientras le ponía el impermeable amarillo y cuando entendió que la llevaba a un bote, sus dedos se clavaron en mi brazo de la emoción, había una locura inédita en sus ojos, la sonrisa incrustada en su rostro… y… ella era tan frágil.

Tal vez ese era su destino, y me utilizó.

El huracán era impresionante, el bote se agitaba con las olas del picado mar, pero ella mantenía el equilibrio a la perfección. Sin su impermeable me di cuenta de mi propia estupidez, ¿Cuánto hacía que no comía? ¿Alguna vez la hice feliz sin la ayuda de una tormenta tropical? ¿Cómo pretendía hacer que el bote regresara al puerto?

—Gracias.— Me dijo con un susurro que se antepuso sobre los alaridos del viento, el mar y el acero rompiéndose. Me dió un beso, más dulce que el néctar y más tierno que cien cachorrillos bebé.

Frágil, sólo vestida con unos jeans y una blusa blanca, caminó hasta la proa y se arrojó al océano.

Ella no sabía nadar.

Nadie la buscó, nadie me preguntó por ella…

Lo único que dejó atrás fue a mí.

PILDORAS

Yo te curo de todo

Todo el mundo tiene derecho de creer en lo que le plazca. ¿Pero qué pasa cuando estas creencias representan un riesgo para la salud?

El problema consiste en que el sistema de creencias ha dado pie para que varios embaucadores se aprovechen de las necesidades de las personas, transformándolas en blanco sencillo para robos y estafas descaradas.

Hoy en día los estafadores ya no venden aceite de serpiente en carretas de pueblo en pueblo. Ahora utilizan la chemofobia, las pseudociencias y el vocabulario arcano para ofrecer productos milagrosos a los incautos. Lamentablemente el sistema de creencias defiende a estos criminales, y les permite seguir operando incluso mientras crean compañías piramidales y cobran por dar supuestas conferencias.

Bueno yo también quiero una rebanada del pastel…

Alternativo

Bromas aparte, una persona cercana se ha agravado su condición médica debido a un embaucador que trató de curarle la gastritis con imanes y rezos especiales. Les prometo que muchos médicos e investigadores tienen amigos y familiares con enfermedades, y si existiera alguna cura milagrosa no dejarían morir a sus familias por conservar un estatus.

Que consideran los reclutaodres al momento de contratar

Las vicisitudes para encontrar un trabajo en México.

Desde hace unas semanas, he tomado la decisión de conseguir un nuevo empleo, no es qué no me guste el que tengo, pero creo que mi zona de confort está afectando mi creatividad como escritor, (¿se acuerdan de lo buenos que eran los cuentos el año pasado?), y mi vida personal. Así que desde principios del mes pasado estoy buscando un nuevo empleo.

Me sorprende lo rápido que había olvidado las vicisitudes de la búsqueda de trabajo, no es que considere que soy mejor que los demás, y que tengo derechos sobre los otros interesados en el puesto. Simplemente hay tres puntos que me hacen rechinar los dientes:

  • Los aires de grandeza que suele tener el personal de RH.
    • A estas alturas de mi búsqueda de empleo ya rechacé una oferta debido al comportamiento del personal de Recursos Inhumanos, si citas a una persona a las 8:00 am es porque tú pretendes estar allí a las 7:59. No puedes citar a un aspirante a las 8:00, llegar a las 8:50, ponerte a desayunar antes de comenzar y aparte comportarte como si estuvieras haciendo un favor. Tengo que aceptar que el sujeto que hubiera sido mi jefe era mucho mejor persona, pero al final decidí rechazar el empleo.
  • Ofertas y vacantes de tercera clase.
    • Hay un viejo adagio que dice: Si el precio no está a la vista es porque es un producto caro. Esto se aplica en la otra dirección: Si el ofertante no quiere decir cuánto te va a pagar hasta firmar el contrato, es porque quiere pagar lo menos posible. También esas ofertas que dicen: “Prestaciones mínimas de ley” puesto que las prestaciones son obligatorias lo que realmente dicen son: “Si pudiéramos no te las daríamos.” Allá afuera hay gente que tendría esclavos si pudiera y lo más sano es no trabajar para ellos[1].
  • No tengo idea de a qué se dedica la empresa, mucho menos de lo que hace tu puesto.
    • ¡Es en serio!, allá afuera hay gente que no sabe a qué se dedica la empresa para la que trabaja, no estoy hablando de gente que subcontrata para las empresas, hablo de personas con 2 años en RH que jamás les ha importado que es lo que hace la compañía. El problema es tan real que muchas empresas grandes ahora colocan producto terminado en los lobbies o posters con el diagrama de flujo de la empresa.

 

En vista de esa situación he encuestado a muchos reclutadores de personal[2]  y estudiantes de RH con la intención de entender un poco más la idiosincrasia del gremio.  Créanme, los resultados son perturbadores:

¿Qué consideras más importante al momento de contratar a una persona?

Lamento decirles que el 60% de tu contratación depende de tu imagen (35%) y lenguaje corporal (25%), ¿te acuerdas de cuando creías que estudiar mucho podía compensar tu fealdad? NO ES CIERTO al parecer puedes ser contratado solo considerando tu apariencia física.

En segundo lugar quedan los tópicos como: Claridad en el currículo y las credenciales académicas, la claridad tiene sentido considerando la cantidad de documentos que pueden llegar a recibir, si la información importante es más fácil de detectar  tus probabilidades de ser contratado aumentan, las credenciales académicas resultaron ser una gran sorpresa, ya que en mi opinión deberían de ser uno de los filtros principales, en todo caso esto se puede deber al hecho de que los reclutadores generalmente no son utilizados para puestos especializados.

Que consideran los reclutaodres al momento de contratar

¿Qué tan equitativos somos al momento de contratar?

Para este caso fueron necesarias varias preguntas pero los resultados son así de llanos:

Un 65% de los reclutadores dan preferencia a las mujeres para puestos de escritorio, mientras que los hombres tienen una preferencia del 85% para puestos en campo.  Nadie contestó el apartado donde explicaban el porqué de su decisión, ¿Acaso son inconscientemente machistas? Como punto interesante mínimo la mitad de los encuestados son mujeres.

Equidad de contratación

Respecto a tu salario: ¿Cuánto debe ganar una persona en los siguientes puestos?

La pregunta se planteó de la siguiente manera: Si tu ganas $100 al mes cuanto debe ganar un…

Aquí podemos ver el valor que les dan a otros puestos en general, afortunadamente los salarios son elegidos respecto a la oferta-demanda y no por los expertos en contratación. Más de uno puede que esté acomplejado.

Equidad salarial

 

Si fuera legal: ¿Considerarías la religión como un elemento clave al momento de contratar?

Esta pregunta demuestra un poco de la idiosincrasia mexicana, al final puede que esta sea una más una cuestión cultural que gremial.

Equidad religión

A qué religión contratarías

Un complemento, de la pregunta anterior, con un resultado diferente.

Equidad religión 2

¿Con melón o con sandía?

Siempre existe la posibilidad de conocer a una mexicana que fruta vendía. Hice la pregunta solo por joder.

MelonvsSandia

¿Te gustaría ir a tomar un café un día de estos?

Un buen indicador para saber mis probabilidades de contratación.  (Pregunta efectuada solo a participantes mujeres en un rango de edad de los 18 a los 25 años)

Forever Alone

¿Cuales son tus experiencias al momento de buscar trabajo? ¿Hay algún otro tópico que valga la pena analizar?

[1] Lo que se les olvida es que la mano de obra esclava nunca da un producto de calidad, si pagas lo menos tendrás lo menos, y que no sorprenda si te roban o renuncian a la primera oportunidad.

[2] Tamaño de muestra 75

algodoes_praia

Explosión Sifilítica

Los antiguos isleños cantaban sobre ello, la canción de las olas y el volcán.

Un poema milenario que cuenta la maldición que sufren estas islas:

Cada cuatrocientos años el volcán expele su furia, liberando fuego y ceniza, pero también la enfermedad. Sífilis… sífilis prehistórica, de la misma que padecían los dinosaurios durante la pubertad de la tierra.

Los nativos se han vuelto inmunes, han aprendido a prevenir la enfermedad, pero más de un hombre blanco ha quedado contagiado por la furia del volcán.

eXPLOSIÓN SIFILITICA

 

Esta excusa fue dicha por un marido a su mujer, como explicación por haber contraído  la sífilis después de un “viaje de negocios” al Pacifico sur.

collar

Deidades binarias (parte III)

En su vida había sido más atractiva. La gente del canal le había maquillado el cuerpo completo, le arreglaron el cabello y le habían facilitado un bikini negro de dos piezas. Ganar $10,000, comprar un departamento y demostrar que no necesita al banco ni viajar a ningún asteroide. Era un día especial.

Salió a los reflectores, se concentro en sonreír mientras el presentador animaba al público.

—¡Hola preciosa! ¿Cómo te llamas cariño?— Preguntó el presentador con tono optimista.

—Sofía— Sonrió y saludó a la cámara, a las chicas coquetas les tocan pruebas más fáciles.

—¿Y desde donde nos visitas?—

—Tampico— El calor de los reflectores le quemaba el rostro, pero la espalda estaba congelada. Se preguntó si siempre seria así en tv.

—¡Vienes del trópico mexicano! ¿Le regalarías una vuelta a nuestro público?—

Era la primera vez que Sofía utilizaba tan poca ropa, en ese momento deseó que no le hubieran cortado el pelo a la altura del mentón, mientras giraba sobre sus talones hizo un esfuerzo para conservar la sonrisa a pesar de sentirse tan vulnerable.

—¡Muy bien Sofí! ¿Te puedo decir sofí?— Apenas asintió. —Antes de comenzar déjame ponerte este regalo de los patrocinadores.—Le colocó una tira de plástico negro en el cuello, al contacto la pieza se encogió hasta tomar la forma exacta de su cuello, ni una decima de milímetro más amplia. —Es un collar de control DURSEX. “DURSEX Lo mejor en pre-necrofilia.”— Un parte de su subconsciente le hizo notar la relación entre ese collar y el corte de pelo que había recibido.— La prueba del día de hoy es muy sencilla, te vamos a introducir en aquel péndulo de cristal, por cada oscilación que haga el péndulo, tu recibirás una descarga eléctrica mayor.— Sofía levantó la vista, el aparato colgaba a tres metros de su cabeza.

—De cristal transparente para no desperdiciar el bikini nuevo.— Dijo la voz en su cabeza.

—¿Ya conoces Neo-Fer?— El conductor del programa había dicho algo importante mientras miraba el péndulo.— Neo-Fer es nuestra estrella invitada el día de hoy, y mientras tu estés en ese péndulo, el contestará mis preguntas, por cada acierto tú ganarás $10,000. —Cuando ya no aguantes la descarga, solo grita: ¡DURSEX!—

Diez mil era todo lo que Sofía necesitaba, le ofrecieron el departamento al uno por ciento de su valor creyendo que no conseguiría el capital, si compraba el departamento al contado no habría deuda, sin duda habría libertad y con libertad podría quedarse en la tierra para siempre.

El péndulo estaba frio al contacto, pero aún no había comenzado la prueba cuando el calor era sofocante, la habían sujetado de las muñecas y los talones, completamente estiradas sus extremidades, el aparato de tortura comenzó a oscilar y notó que una cámara la seguía enfocada en su rostro.—Más bien en tus pechos.— Le gritó su subconsciente.

El plan era sonreír mientras permanecía en el péndulo, resultó imposible cuando la electricidad comenzó a atravesar su cuerpo, perdió la cuenta después de la tercera oscilación, su estomago quería devolver y el dolor le impedía recordar la palabra de seguridad.

El péndulo se detuvo y la descarga cesó.

—Fantástico Neo-Fer, has contestado correctamente las diez preguntas sin fallar ni una sola, eso deja a Sofí con $100,000.— El subconsciente guardaba silencio, tal vez había muerto electrocutado, o muy posiblemente desconfiara de la buena noticia.— Muy bien Neo-Fer ¿Quieres contestar una última pregunta por el doble o nada?—

El rapero asintió lleno de confianza. Eso molestó al subconsciente.

—¿Cual es la densidad del benceno a 35°C—

—¿Qué?—

Sabiéndose en lo correcto el subconsciente le hizo notar que se había orinado adentro del péndulo.

—Lo sentimos Sofí, pero hoy no te vas con las manos vacías, te llevas este kit de regalos cortesía de DURSEX “DURSEX Lo mejor en pre-necrofilia.”—

Sofía abandonó el estudio en silencio, una cámara le estaba enfocando el trasero, pero repentinamente ya no paresia tan humillante.

Deidades binarias (parte II)

Dolor de cabeza, cuando Ramón cumplió los dieciocho el banco le prestó $4000, comenzaron con una cubeta de cerveza y al final compartieron una botella de alcohol esterilizante. No se sentía así desde aquella vez.
Abrió los ojos, una lámina en la frente extendió el dolor hasta torturar sus encías, la lengua seca estaba paralizada y las extremidades no respondían.
Se había bebido su préstamo sólo, el más joven del vecindario, todos sus amigos habían tomado el ticket a las colonias en el asteroide, la noble tradición de emborracharse a costa del banco y huir al espacio se había acabado con él.
Después de un esfuerzo de concentración heroico giró la cabeza, no estaba en casa, la habitación se parecía mucho al edificio de su madre, pero algo era diferente, había un desorden pero estaba limpio, en su departamento no había suficientes cosas como para crear un desorden, pero todo estaba lleno de polvo y basura.
—Un lugar opuesto al hogar.— Pensó Elisai con desagrado, al adolescente nunca le importó la limpieza hasta que amaneció encadenado y con resaca, compartiendo celda con una deidad digital.

Imagen cortesia de Patrik Cons

Deidades Binarias (parte I)

Sergio abrió el buzón aunque el edificio estaba abandonado el mantenía el registro de por lo menos cuatro personas habitando. Hacía años que la ciudad estaba semivacía, la mayoría de los habitantes abordó  las naves rumbo al cinturón de asteroides, las estadísticas más optimistas aseguran que un 25% de los pasajeros sobrevive, aún así miles de personas solicitan su ticket con la esperanza de una vida mejor y el perdón de sus deudas.

—El correo de este mes dice que tengo pre-aprobado un préstamo por 5000 dólares, fabricar esta publicidad les cuesta $3000.— El hombre hablaba al vacio, le deprimía saber que algún pobre diablo aceptaría la limosna que ofrecía la tarjeta digital terminaría pagando con creces toda la publicidad. —Costo anual total del 72,403% la más baja del mercado…— Susurro Sergio.

Desarmador en mano desmanteló los cuatro folletos publicitarios y retiró los componentes electrónicos, pronto terminaría la biblioteca y podría abandonar este mundo tranquilo. —Solo me falta el bibliotecario, no importa que no sepa de libros, o que no quiera hacerlo, ya casi he transcrito todos los textos sagrados a digital y cuando el señor de la noche se haya actualizado podremos enviarlo incluso a las colonias del cinturón de asteroides—

Cuatro cuadras más abajo el joven Elisai recién cumplía los dieciocho, le acababa de llegar su confirmación de mayoría de edad junto con la primera publicidad del banco, $3800 dólares para su juerga de cumpleaños y luego por el ticket a las minas del cinturón.

American film star and director Clint Eastwood in one of the westerns which made his name.   (Photo by Keystone/Getty Images)

20 Microrelatos horribles.

  1. Cuando llegó, la rana estaba cubierta de oro.
  2. Son doscientas almas que no conocerán el honor de la derrota.
  3. En cuanto vi su sonrisa supe que sería la mejor relación de mi vida y que acabaría en un fracaso.
  4. Doscientos centímetros cúbicos de motor, impulsado por ardillas rabiosas.
  5. La ley marciana impide que interroguemos al perro.
  6. Afortunadamente la ciencia demostró que la arañas de veinte metros son una imposibilidad, por lo tanto catalogaremos a este animal como una nueva especie.
  7. Diseñé una motosierra con sentimientos: siente empatía por los arboles.
  8. El rey ordenó que le cortaran los brazos al abrazador real.
  9. La mujer de cera se fundió al calor de la mirada.
  10. La espada cantarina ahora reproduce mp3.
  11. Coloqué la misma estatua obstruyendo la visión de todas las ventanas, el sentido de la orientación es lo primero que se pierde en esta prisión.
  12. Fue necesario inyectarle el antibiótico en las axilas.
  13. Después de reprobar las pruebas de aptitudes, se me catalogó mujer de segunda clase, las opciones son pocas: maniquí humano o prostituta.
  14. Coloqué la mente de un gato en el robot, sabemos que es cien por ciento operacional pero el animal se niega a hacer algo en horas laborables.
  15. El cargamento de productos para supermercado se extravió mientras atravesaba la nube de Ôort, sabemos que algunos de los artículos naufragaron en planetas primitivos donde fueron la causa de algunos cultos cargo.
  16. Si la critica supiera que están alabando los poemas de un humano en lugar de un robot, cometerían suicidio.
  17. A nadie sorprendió que las cucarachas se adaptaran a las condiciones marcianas.
  18. Existen numerosos precedentes de agresiones sexuales perpetradas por ropas inteligente.
  19. Modifiqué genéticamente las sandias para que crezcan en arboles altos, las jirafas nunca habían sido tan felices.
  20. ¿Se ha considerado la posibilidad de un universo alterno exactamente igual al nuestro?

¿Algún microrelato favorito?

f2KTKjr

Juegos Fantasmales

Can’t3rv11e presume de tener cuarenta hectáreas para poder embrujar, yo solo tengo un departamento de cincuenta metros cuadrados y tres ambientes, pero la conexión es tan buena que jamás he tenido lag.

Anteriormente yo embrujaba este apartamento, hasta que llegó el ultimo inquilino con su pc y un contrato de internet de fibra óptica. Es sorprendente el internet; a través de la computadora nadie sabe que moriste hace treinta años, pero eso no es lo mejor; si escribes las palabras correctas en el buscador puedes encontrar a otros fantasmas.

Estadísticamente en la actualidad el 80% de los fantasmas tenemos acceso a internet, y por lo menos el 90% de los muertos en línea jugamos Light Body’s, allí fue donde conocí a Can’t3rv11e, es un fantasma británico y mi archi-némesis en esta aventura épica medieval. Este juego creado por un programador muerto conocido como pAzcal, se ha alojado en la red y no ha dejado de crecer desde el 2018.

La comunidad de Light Body´s es de lo mejor, el año pasado reunimos $40,000 dólares para las víctimas del terremoto en Nepal, una gran suma considerando que todos estamos muertos, ya saben: trabajos temporales online, fiverr y uno que otro fraude.

Actualmente estoy atrapado en nivel conocido como el laberinto, a diferencia de otras áreas del juego, en este mapa el cielo y el suelo siempre son negros y las paredes del laberinto son azul eléctrico, sabemos dónde está la salida, pero la llave la tiene el caballero amarillo:

Este podría tratarse del Boss más extraño de todo el juego, tiene un HP muy bajo y generalmente huye de los jugadores, pero si en el laberinto encuentra una antorcha; automáticamente se vuelve invulnerable por algunos segundos, cuando eso sucede todos los jugadores debemos huir de él.

El único motivo por el que sigo jugando esto es para derrotar al caballero amarillo, Can’t3rv11e dice que una vez que lo derrotas y sales del laberinto puedes enfrentarte al creador del juego: pAzcal un enigmático ente programador con acceso a servidores y almacenamiento en la nube, no saben cómo lo envidio.

Hoy hemos decidido trabajar en equipo, Can’t3rv11e, Pinky, B3nn7 y yo hemos dado persecución al caballero amarillo, ha agotado sus antorchas y lo tenemos rodeado. Ya no puedo contar más, ha habido un corto en la electricidad y el inquilino se ha levantado de su cama. Para mi el juego ya se ha acabado, la muerte puede ser tan injusta…